2.5.2017/73

Uno se duerme ante el fuego, pero no ante la llama de una vela. Gaston Bachelard; La llama de una vela.